Cada 17 de noviembre se conmemora el Día del/la Niño/a Prematuro/a, y las/os especialistas del área Perinatal del Hospital M. Capredoni trabajan para cuidar y mejorar la calidad de vida de los/as recién nacidos antes de tiempo.

Este año el lema de la semana es “Cuidar para prevenir” y desde la dependencia municipal trabajan para garantizar los derechos de los prematuros y sus familias, en todos los niveles de atención.

Los bebés prematuros nacen antes de las 37 semanas de gestación, lo que los hace más vulnerables que otros/as niños/as y requieren cuidados especiales y un seguimiento integral luego del alta.

El adecuado control del embarazo es clave para detectar riesgos de tener un hijo/a de manera prematura, favoreciendo la derivación oportuna a un establecimiento con la complejidad que se requiere tanto para el cuidado de quien cursa el embarazo como del bebé que va a nacer.  

Unicef definió los derechos esenciales de quienes nacen de manera prematura entre los que se mencionan el control del embarazo; la visión de futuro en los tratamientos; el derecho a recibir cuidados de enfermería de alta calidad; derecho a ser alimentados con leche materna considerada el mejor alimento para los bebés;  todo prematuro tiene derecho al control oftalmológico para la prevención de la ceguera por retinopatía del prematuro (ROP); acceder a programas especiales de seguimiento; derecho a la información y a la participación en la toma de decisiones sobre su salud durante su atención neonatal y pediátrica; y derecho a la integración social.

El equipo del área Perinatal Municipal difunde y participa en las actividades virtuales y presenciales que se realizan en distintas instituciones de salud, con el objetivo de seguir especializándose para brindarles a las familias la contención y la información necesaria para cuidar la vida de los recién nacidos.