Este miércoles en la Quinta Presidencial de Olivos, el presidente Alberto Fernández, junto a la ministra de Seguridad, Dra. Sabina Frederic, el presidente del Consejo Nacional de Bomberos Voluntarios, Carlos Alfonso y el Diputado Nacional Eduardo “Bali” Bucca, compartieron un acto con motivo de la promulgación de la Ley 27.629 de Fortalecimiento del Sistema de Bomberos Voluntarios, aprobada por unanimidad el 2 de junio por el Congreso de la Nación.

La ley, autoría del Diputado Eduardo Bucca, establece beneficios concretos para los cuarteles y sus cuerpos activos, incluyendo un régimen tarifario especial de servicios públicos, por el cual se les reconocerá a las entidades de bomberos la totalidad de la facturación de los servicios de energía eléctrica, gas, telefonía fija y móvil, y TIC’s, que se encuentren bajo la jurisdicción nacional, un mecanismo de reintegro del Impuesto al Valor Agregado para las compras de autobombas, equipamiento operativo y de comunicación, entre otras, y prestaciones para los bomberos que padezcan accidentes, en materia de tratamientos de rehabilitación, medicamentos y prótesis. Concretamente en asistencia médica y farmacéutica, prótesis y ortopedia, rehabilitación, traslados y servicio funerario.

En su discurso, el presidente destacó que “si uno piensa cuál es la acción humana más solidaria piensa en los bomberos, lo hacen desinteresadamente, no los mueve el dinero sino la voluntad de socorrer a los que lo necesitan. Y en tiempos como este, esa vocación de servicio adquiere una dimensión distinta”.
También señaló que “lo que hace esta ley, que nació en el seno de la Cámara de Diputados, es volver a poner las cosas en orden para que los bomberos y bomberas que trabajan y socorren a todos los argentinos y argentinas, puedan contar con los recursos necesarios para brindar su servicio. Es un acto de justicia que nos hace una mejor sociedad que nos permite reivindicar a los que dan todo por el otro”.

Por su parte el diputado Bucca manifestó que: “esto es parte del compromiso que tenemos con cada uno de los 1000 cuarteles de nuestro país, y de proteger a las 43.000 personas que arriesgan su vida para salvar las vidas y los bienes de la comunidad”.

El evento concluyó con un toque de sirenas de las autobombas formadas en el playón de la plaza de Armas pertenecientes a las Asociaciones de Bomberos Voluntarios de la Boca, Lomas de Zamora, Merlo y Vicente Lopez.