06/08/1886 – Nacimiento de Alexander Fleming, premio Nobel británico.

Alexander Fleming nació un 6 de agosto de 1881 en Lochfield, Gran Bretaña, en el seno de una familia campesina afincada en la vega escocesa.

La carrera profesional de Fleming estuvo dedicada a la investigación de las defensas del cuerpo humano contra las infecciones bacterianas.

Su nombre está directamente asociado a dos descubrimientos importantes: la Lisozima y la Penicilina. El segundo es, con mucho, el más famoso y también el más importante descubrimiento desde un punto de vista práctico.

Ocho meses después de sus primeras observaciones sobre la Penicilina, Fleming publicó los resultados obtenidos en una memoria que hoy se considera un clásico en la materia, pero que por entonces no tuvo demasiada resonancia.

Con un cierto retraso, la fama alcanzó por fin a Fleming, quien fue electo miembro de la Royal Society en 1942, recibió el título de Sir dos años más tarde y, por fin, en 1945, compartió con Florey y Chain el premio Nobel a la Medicina.

06/08/1945 – Explosión de la «Bomba de Hiroshima».

Después de seis meses de intenso bombardeo sobre otras 67 ciudades y en el marco de la Segunda Guerra Mundial, el arma nuclear Little Boy fue soltada por el avión estadounidense B-29 llamado “Enola Gay” sobre Hiroshima, un lunes 6 de agosto de 1945, seguida por la detonación de la bomba Fat Man el jueves 9 de agosto sobre Nagasaki.

Hasta la fecha, estos bombardeos constituyen los únicos ataques nucleares de la historia.

Se estima que hacia finales de 1945, las bombas habían matado a 166.000 personas en Hiroshima, aunque sólo la mitad falleció los días de los bombardeos, mientras que entre el 5 y el 20 % murieron luego por lesiones o enfermedades atribuidas al envenenamiento por radiación.

Las bombas atómicas, además de tener un efecto físico devastador como las bombas convencionales, tienen un efecto destructivo más amplio debido al calor y radiación que producen.

Se estima que los ataques destruyeron el 70% de la ciudad de Hiroshima, y la mitad de Nagasaki, que al tratarse de una zona montañosa el impacto fue parcialmente contenido.

06/08/2013 – Una explosión en un edificio de la ciudad de Rosario por una fuga de gas provoca la mayor tragedia de esa ciudad.

La explosión de Rosario de 2013 fue una tragedia ocurrida el martes 6 de agosto de ese año, cuando una fuga de gas natural provocó el estallido y posterior derrumbe de un edificio del centro de la ciudad de Rosario, provincia de Santa Fe.

Tal fue la magnitud de la explosión, que el impacto se escuchó hasta a 7 kilómetros del lugar así como en las localidades vecinas de Capitán Bermúdez y Funes.

Es considerada la mayor tragedia en la historia de la ciudad, con un total de 22 personas fallecidas, 62 heridos y la desaparición de un edificio, que además afectó gravemente a 238 viviendas cercanas a la explosión.

Entre otros, el papa Francisco se comunicó desde la Ciudad del Vaticano, mandando una carta al arzobispo rosarino en la que expresó su sentido pésame a los familiares de las víctimas.